lunes, enero 07, 2008

Fin de semana post año nuevo

Como muchos saben mi año nuevo 2008 lo pasé con mis primos y familia en el Hospital de la Católica mientras la hermana de mi papá estaba (aún está) en la UCI. Fue una buena noche y después de eso me vine a casa y el resto salió a casa de amigos o lo que sea.
Así que el día jueves venía mi desquite, ahora más tranquila con mi tía más estable, salí relajada. Me juntaría con mi amigo más cool de toda la vida para ir a Paul van Dyk (auspiciada por Carretes.cl) y en Espacio Riesco estaría Aaron para pasarme las entradas y dar jugo juntos también.

Llegué a Escuela Militar donde me esperaba mi amigo en el auto con sus amigos que también se unían a la fiesta. Todo bien en el auto, atrás intentaban darle al cable para que sonara el pendrive en modo stereo.
Por un error de vista di un sí en vez de un no y terminamos dando una vuelta un tanto ridícula por ciudad empresarial. Pero llegamos. Entramos al estacionamiento, pasamos antes por el de tierra pero caché que podíamos quedar dentro del local, y nos quedamos conversando afuera mucho rato. Mi amigo más cool de la vida andaba raro, pero digamos que no tanto, no no no.
Pasaban el rato y las cervezas de los demás, mi sed por agüita venía rápida. Aaron me llama y voy a buscarlo. Lo espero en la pantalla grande, me doy cuenta que mi amigo cool viene para acompañarme. Aaronciño se ve muy bien. Nos vamos los 3 a buscar el auto y unas energéticas. Mi sed baja. Llegan los niños de carreteros.cl y comienzan a "enchularse". Ahí comenzó el desbando de mi amigui y cuando intenté que entráramos el no quería. Su cara comenzó a cambiar y mi amigui cool se convirtió en el loquito lastimero de la noche. Nada más que decir.
Con Aaron lo pasé muy bien y recorrimos toda la multitud tanto en VIP como en normalits. Tomamos fotos y bailé horas, muuuuchas horas. Lo que viene después sobre ir a mi casa me lo reservo. Llegué a las 5.30 am.

El día viernes estaba molida, me dolía todo. En la tarde llegó Dav a regalonearme. De lo más rico que hay. El sábado fue suave. Lo único malo del carreteo fue que como he estado enferma más de un mes, mi estado es pauperrimo y mi cuero no dio para más y me perdí tremendos eventos para los que tenía entrada.

Ayer, fue un día de calor. Me quedé en casa sola soportando estoica jugando travian y conversando con amigos. En la noche salí con Dav al Carnaval Austral en el Gol. Felicito por intentar hacer algo chileno, con gente chilena, entre director y actores. Pero el esfuerzo no siempre lo es todo y debo decir que me dio un tanto de lástima la producción pobre. Se puede más, mucho más y las impresiones de mis entrevistados dicen lo mismo. Espero que a fin de mes puedan leer la columna que preparamos con Ameba para Avantt Magazine.
En la noche llegué y mi madre había cosechado el árbol de navidad así que la pascua de Reyes fue algo rico en chocolates y luces. Night.
Ahora despierto para comenzar mi trabajo semanal de Santiago a Mil que está con todo el power. Como siempre :D

4 comentarios:

Dav dijo...

Espero que la gente del próximo carnaval se ponga las pilas, con los mismos recursos que tenían en éste se podría haber hecho algo mucho mejor.

¡Fuerza fuerza para los días de Festival!

Maga dijo...

Heyyyyyyyy que buena la foto final!!! Pasé por ahi antes de que partiera el espectaculo y se veia maravilloso!

Abrazinis!

Fernanda dijo...

estoy que me vuelvo loca, quiero ir a toda costa a alguna obra de teatro, santiago a mil o las del pque bustamante pero estoy tan absorvida con la pega que no tengo tiempo :( me perdí museos de media noche, tomo menos pisco sour, ya no me acuerdo de lo que es una caña bien dormida, sino que a lo que puedo duermo porque tengo las neuronas cansadas! quiero tiempo libre para mi!!! para soñar con la guata mirando al cielo, para pasarse una mano de gato e ir a un carrete, aparecer en algún envento social, etc...
quiero tener verano!!
pásalo bien!!!

Enfant Terrible dijo...

Uff dias movidos
pero entretenidos!

q estés increible

Muacks.

eXTReMe Tracker